Buscando a Dios por internet

 
0 Me late
¡Gracias!

La búsqueda de Dios no es solamente una cuestión de fe interna, pues la tecnología permite que a través de internet aparezca una amplia gama de posibilidades que van desde grupos, foros de discusión, tableros de mensajes, páginas oficiales, iglesias virtuales, entre otros.
Sentado frente a su computadora, un creyente puede incluso rezar y afirmar su culto a través de conversaciones virtuales o pagar sus mandas con agradecimientos digitales, en sitios donde las cuatro principales religiones –Católica, Budista, Judaísta y Musulmana– están incluidas.
No faltan sitios de las diversas sectas derivadas del catolicismo como la Evangélica, los Testigos de Jehová, entre otras vindicaciones religiosas vinculadas con el New Age o que practican el satanismo.
Bajo el argumento de que “Dios está en todas partes”, el sitio Rezar en Línea presenta seis alternativas para rezar en línea que van desde “disponer tu cuerpo y tu mente hasta culminar en un diálogo con Jesús, teniendo como punto de referencia un pasaje de la Escritura especialmente seleccionado para cada día”.
“Puede parecer extraño rezar con la computadora, con la pantalla delante, sobre todo si hay otras personas a tu alrededor o si hay ruidos que distraen. Pero Dios está en todas partes, en torno a nosotros, alargándonos su mano continuamente; incluso en las situaciones más imprevisibles. Cuando ya estemos seguros de esto, y con algo de práctica, podremos orar en cualquier lugar”.
Otra tendencia novedosa son weblog o bitácoras donde grupos católicos pueden subir a la red comentarios, noticias oraciones, etcétera. Las páginas pueden ser Mexicanas, Chilenas, Argentinas o españolas desde las páginas relacionados con el tema hasta los sitios oficiales del vaticano o de los santos católicos.

En la página www.jesucristo.com.mx los usuarios tienen la oportunidad de enviar sus mensajes a un buzón electrónico y publicados en la red:
“Ayer tuve un sueño. Ayer soñé que a Dios veía y soñé que Dios me oía y me veía, después soñé que soñaba. Señor, gracias por tus bendiciones”, señala uno de los mensajes públicos de la página.

La iglesia virtual de los cristianos, tiene la ubicación www.iglesia.net y cuenta con noticias, postales, radio, foro, chat, ligas y correo electrónico entre otros servicios para los usuarios de esa página.
La posición de Vaticano respecto a este fenómeno es clara al respecto: “que la gente en todos los sectores de la Iglesia use Internet de modo creativo para asumir sus responsabilidades y realizar la obra de la Iglesia. No es aceptable quedarse atrás tímidamente por miedo a la tecnología o por cualquier otra razón, considerando las numerosas posibilidades positivas que ofrece Internet”.
En un comunicado de la página web de la Santa Sede, titulado “La Iglesia e internet”, Pierfranco Pastore y John P. Foley , del Pontificio Consejo para las comunicaciones sociales recomiendan valorar los contenidos. “Se necesita prudencia para ver claramente las implicaciones —el potencial para el bien y para el mal— de este nuevo medio y responder creativamente a sus desafíos y oportunidades.
Empero, la santa sede ha prohibido a sus feligreses el uso de correo electrónico, fax y chat para confesarse en internet. La Iglesia señala que, al realizar dicho sacramento de forma on line, se podrían violar las características esenciales del mismo, como es la cercanía con el sujeto, el diálogo, etc.

La posición de Vaticano respecto a este fenómeno es clara al respecto: “que la gente en todos los sectores de la Iglesia use Internet de modo creativo para asumir sus responsabilidades y realizar la obra de la Iglesia. No es aceptable quedarse atrás tímidamente por miedo a la tecnología o por cualquier otra razón, considerando las numerosas posibilidades positivas que ofrece Internet”.
En un comunicado de la página web de la Santa Sede, titulado “La Iglesia e internet”, Pierfranco Pastore y John P. Foley , del Pontificio Consejo para las comunicaciones sociales recomiendan valorar los contenidos. “Se necesita prudencia para ver claramente las implicaciones —el potencial para el bien y para el mal— de este nuevo medio y responder creativamente a sus desafíos y oportunidades.
Empero, la santa sede ha prohibido a sus feligreses el uso de correo electrónico, fax y chat para confesarse en internet. La Iglesia señala que, al realizar dicho sacramento de forma on line, se podrían violar las características esenciales del mismo, como es la cercanía con el sujeto, el diálogo, etc.
Para el investigador de la UAM, Luis Leñero, las personas que militan en cualquier secta o religión utilizan la tecnología para difundir sus mensajes y en muchos casos se trata de asociaciones piadosas que trata de hacer una labor proselitista, ganar almas a través de la oración y vincular a las personas en función de una relación divina.
“Esto sucede en cualquier campo de la actividad humana o de las disciplinas sociales en las que cada vez se están utilizando más la páginas web; es una forma de hacerse publicidad y proselitismo”, indicó el especialista en temas religiosos.
Sin embargo, advirtió que al navegar por esos sitios se debe ser cuidadoso, porque puede haber filtraciones de personas que entre con otra finalidad, para vender o para hacer una contra propaganda religiosa que es otro de los fenómenos de internet.
El académico refirió que actualmente también se da el fenómeno de cadenas de manera masiva denominadas como “correo basura”. “Antes se escribían cartas implorando la advocación de la virgen o de algún santo; se decía que eso era una forma de obtener sus favores y que entonces se multiplicaban esas cartas, cada quien hacía 10 cartas y las enviaba a diversas personas, diciendo que por favor no fuera cortar la cadena”, indicó.
Esta práctica ha proliferado con una variedad de mensajes de todo tipo; sin embargo, Leñero indicó que se trata de un catolicismo popular y no de iglesia.

La tecnología se ha convertido en una herramienta indispensable incluso para los usos religiosos. Recientemente la empresa telefónica Bezeq, de Israel, puso en operación el servicio de fax para dejar los recados en el muro de los lamentos. Se estima que Bezeq recibe unos 200 mensajes a la semana y ms durante las festividades.
Los judíos que deseaban enviar mensajes a Dios solían viajar a Jerusalén y colocarlos entre las piedras del Muro de los Lamentos. Ahora pueden hacerlo a través de fax o de Internet.
Entre los musulmanes, los teléfonos celulares son utilizados para señalar la posición geográfica de la ciudad santa de La Meca y para recordar los momentos de oración.
Mientras que en China, uno de los servicios más populares es el que por medio del teléfono provee una lista de augurios para el día siguiente basados en el calendario lunar.
Según la investigadora Genevieve Bell, “en occidente el teléfono es considerado un objeto de información y comunicación. Lo que está ocurriendo en Asia es una especie de ‘reinvención’ de las funciones de ese aparato”.
En México, a pesar de todo, estas prácticas están limitadas por la llamada Brecha Digital , es decir, la diferencia entre las personas que tienen la mejor información tecnológica que la sociedad puede ofrecer y aquellos que por una u otra razón no tienen acceso a las más nuevas o mejores computadoras, el más confiable servicio telefónico, el más veloz o el más conveniente de los servicios de Internet.
Según Raúl Trejo Delarbre, el hecho de que en todo el mundo haya acceso a Internet, no significa que todas las personas se beneficien de este recurso de información. Asegura que en nuestro país existe un porcentaje limitado de personas que puede tener acceso a esta tecnología y por ende es difícil que gran parte de la población pueda tener acceso a esas páginas.
Así las cosas, la tecnología, a pesar de todo se ha convertido un elemento que rebasa en muchos casos a la ciencia ficción y rebasa en mucho las expectativas de los autores de esas historias. En este momento en cualquier parte del mundo, desde una computadora, miles de personas continúan buscando a Dios por internet.


Posted by nagualito to La guarida del nagual at 3/15/2006 12:24:00 PM