La chica del metro Ermita

 
0 Me late
¡Gracias!


Un video pornográfico donde una joven es contratada, a las afueras de la estación del metro Ermita, para hacer una pélicula de ese género es difundido por el portal de videos YouTube ha provocado la expectación de miles de cibernautas. El video -cuya segunda parte es un misterio- lleva más de 45 mil clicks y ha sido difundido a lo largo y ancho de intenet.

Incluso, con motivo de la publicación de este video y como un truco para generar táfico, en el blog http://cachacity.blogspot.com/ pusieron la siguiente leyenda para hacerse con la segunda parte del famoso clip:

El que quiera el video completo, vaya al Blog de Vic Hernández en http://vics-jeitfeir.blogspot.com/ y deje un comentario pidiendo que no deje de actualizar su blog y ponga cosas de Gehena, despues escribanme a savegehena@hotmail.com y les mando el link para descargarlo, no se les olvide decir con que nick dejaron el comentario.

Unos 30 millones de personas están diariamente conectadas a la red en busca de imágenes de sexo explícito en alguna de las 260 millones de páginas web que ofrecen pornografía, según un estudio de N2H2, una empresa de análisis de internet.

En todo el mundo, unas 250 millones de personas son consumidoras de los productos y servicios de esta industria, que registra beneficios de unos 60 mil millones de dólares anuales, según la revista Forbes.

Sólo Estados Unidos recibe ganancias estimadas entre 9 mil y 13 mil millones de dólares al año, de acuerdo a cifras extraoficiales. De ellos, cerca de 6 mil millones corresponden a la venta de películas en DVDs y cíntas de video.

En el gigante del norte, considerado la meca del porno, las ganancias por venta de sexo -que incluye cine para adultos, servicio de acompañantes, revistas, clubes nocturnos y sex shops, entre otros- duplican a la de los principales canales de televisión del país.

En Brasil -el principal productor de cine XXX en América Latina- este sector factura unos 30 millones de dólares por año, según la Asociación Brasileña de Empresas del Mercado Erótico.