“Cuchareado” el PREP, acusan especialistas

 
0 Me late
¡Gracias!

El Instituto Federal Electoral, los partidos políticos y los candidatos del PAN y del PRD son los responsables de la incertidumbre y de las sospechas que hay en este proceso electoral, pues el consejero presidente del IFE, Luis Carlos Ugalde, ha tenido una actitud “tibia” desde la noche del domingo, cuando, en lugar de ser más claro y explícito en torno al manejo del Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), sólo dejó que las dudas y la incertidumbre crecieran, ante la auto proclamación del triunfo de Felipe Calderón y de Andrés Manuel López Obrador.

Académicos entrevistados por Diario Monitor señalaron que esa incertidumbre, le pasará factura a los consejeros electorales, en el momento en que se hagan las reformas que evidenció el recién concluido proceso electoral con la remoción de los consejeros electorales y la reestructuración del PREP, cuya deficiencias quedó demostradas la noche del 2 de julio y se hacen más evidentes conforme se cuentan las
actas, situación que siembra la sospecha de un programa preliminar “cuchareado”.

El catedrático Carlos Lugo Galera, opinó que las sospechas en torno al manejo del PREP estaban fundadas por la supuesta intromisión de la empresa Hildebrando S.A, propiedad del cuñado de Felipe Calderón, al padrón electoral, por las filtraciones del padrón electoral –aún no resueltas por el árbitro electoral– y por la falta de firmeza del IFE.

La sospecha, indicó, deja en manos del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) la posibilidad de que se haga una nueva elección para Presidente de la República, en aras de que el próximo Mandatario sea electo con toda la transparencia y la limpieza que se requiere. Sin embargo, reconoció que esta posibilidad es muy difícil, si se toma en consideración que la consolidación de una
democracia requiere de los actores políticos responsabilidad para aceptar, una vez desahogadas las impugnaciones presentadas, que ganaron o perdieron.

Para el catedrático de la UAM, Luis Eduardo Medina Torres, los costos políticos que pagarán los consejeros electorales nombrados en su momento por el PRI, el PAN y el Partido Verde, serán altos, pues la duda sobre la actuación del árbitro electoral se agrandó durante las primeras horas del proceso y se va afianzando conforme se conocieron los conteos distritales.

“Incluso tuvimos noticia –indicó– de que alguno de los consejeros electorales estuvo a punto de arrojar la toalla y renunciar en los momentos como consecuencia de la tensión generada por las declaraciones de los partidos y el ambiente de opinión del 3 de julio”, reveló el académico.

Indicó que es importante destacar que el PREP sólo se maneja como un instrumento informativo situación que el ábitro debió decir con claridad; empero, señaló que aunque la información surgida del recuento de las actas siempre mantuvo por encima al candidato de la coalición Por el Bien de Todos, nunca se trató de una tendencia definitiva, igual que los datos arrojados en el conteo preliminar.

Sin embargo, señaló que el PREP demostró deficiencias como el retraso en la publicación de las cifras y que no se publicara el resultado de cada una de las casillas –como ocurrió en otras elecciones– situación que hace necesario reestructurar el procedimiento.

Indicó que es probable que como ocurrió en Itlalia o en Estados Unidos se tenga siempre una opción por encima de la otra y el desenlace dé como ganador a quien se proyectaba como segundo lugar como consecuencia de votos en estados que favorecen a esa opción, situación que es totalmente probable debido a que se toman los datos al azar.

Lugo Galera manifestó a su vez que si bien el país vive un momento inédito en materia electoral, el IFE no ha actuado con la firmeza y con la claridad que se requiere en este caso, pues “haciendo un análisis simple, se puede pensar que Luis Carlos Ugalde no quiso dar una tendencia, el domingo por la noche, porque no quiso exacerbar los ánimos de quienes estaban abajo en el conteo, pero si el PREP es tan
confiable como se había dicho, ¿cuál fue el temor de Ugalde?”, preguntó.

Opinó que es inexplicable que con la confianza que los ciudadanos tenían, hasta la tarde del domingo en el organismo electoral, “porque por ello salieron a votar”, éste haya actuado sin convencimiento de lo que el PREP marcaba. Agregó que la población lo que pretende es que el árbitro de la contienda sepa conducirlo y aplique las normas para que ninguno de los candidatos confunda o trate de desprestigiar al IFE, pero éste no supo responder a esa confianza ciudadana.

Lamentó que la acción ciudadana durante la jornada electoral y la paciencia que ha tenido hasta el recuento de las actas de los distritos electorales pueda desembocar en una acción violenta si no hay claridad de la autoridad electoral, y una actitud responsable de las fuerzas políticas y de sus candidatos.


Posted by nagualito to La guarida del nagual at 7/06/2006 03:23:00 AM