Condiciona aumento de peso comer a desoras

 
0 Me late
¡Gracias!

En un nuevo estudio conducido por la Universidad Nothwestern en los Estados Unidos, y llevado a cabo con ratas, los científicos descubrieron que comer a la hora “equivocada” puede conducir a un aumento de más del doble en peso, aún cuando la cantidad de calorías consumidas sean las mismas que se consumen durante las horas apropiadas.

Aunque la investigación estaba confinada a ratas, los resultados fueron lo suficientemente dramáticos como para requerir una futura investigación en seres humanos, dijo una de las investigadoras principales, la estudiante Deanna Arble, PHD.,reportó WebMD.

Hemos encontrado que a las ratas que se le permite comer durante el día tienen un aumento de peso que es sustancialmente mayor, que el de aquellas que comen durante la noche, le dijo la investigadora a la pagina medica WebMD. El estudio fue publicado en el boletín digital Obesity Journal.

El modificar las horas de consumo de alimentos puede afectar significativamente el peso corporal”, escribió ella.

Los ratones que fueron alimentados con una dieta alta en grasas durante las “horas apropiadas” (para un ratón las horas apropiadas de alimentarse son durante la noche) pesaron significativamente menos que los ratones que se alimentaban exclusivamente durante el día”.

Estos descubrimientos podrían ayudar a las personas que están tratando de perder peso, dijeron los científicos. Esto es posible con tan sólo cambiar el ritmo de las comidas y las meriendas, dijeron ellos.

Fred Turek, director del centro para el sueño y la biología de los ritmos circadianos en la Universidad Northwestern y el líder del estudio, dijo que los seres humanos evolucionaron de una situación en que comían y buscaban sus provisiones de alimentos entre el amanecer y el atardecer. “ Como no existían refrigeradores, tampoco dejaban alimentos para las horas tardías”, dijo él. “ Así que no comías. Pero hoy en día, la gente consume la mayor parte de sus calorías después del atardecer”, le dijo él al New York Times.