La manía danzante (coreomanía)

 
0 Me late
¡Gracias!

Esta extraña plaga apareció en Alemania en el siglo XIV y se extendió por toda Europa hasta el siglo XVIII.

Uno de los más famosos y mejor documentados sucedió en Estrasburgo (Francia), en 1518. Todo iba bien, hasta que una mujer llamada Frau Troffea comenzó a bailar frenéticamente por las calles.

Al principio, claro, todos la miraron desconcertados, pero luego, en menos de un mes, cientos de personas estaban haciendo lo mismo, bailando sin parar hasta finalmente morir de paros cardíacos, accidentes cerebrovasculares o simple deshidratación.

Los médicos del momento, obviamente, no entendían nada, menos los que estaban bailando. Todo lo que pudieron concluir fue que la causa de la danza era desconocida y que las víctimas bailaban muy mal. Algunas teorías actuales culpan a la histeria en masa o al éxtasis religioso.

Tan repentinamente como comenzó, en agosto, la peste desapareció, dejando casi 400 muertos, una población desconcertada y un misterio que ha durado medio milenio. El último caso similar se dio en Madagascar, cerca de 1840; tampoco se encontró explicación, y desde entonces no ha vuelto a ocurrir… al menos en la calle.