Incertidumbre en el campo

La falta de respuesta de las autoridades de la Secretaría de Agrícultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) a la petición de las organizaciones campesinas que integran la Asociación Nacional de Secretarios de Desarrollo Agropecuario a los cambios de las reglas de operación a los programas para el sector demuestran la falta de voluntad política del gobierno de Felipe Calderón Hinojosa en la atención de sector.

Gerardo Sánchez García, secretario de Desarrollo Municipal de la Confederación Nacional Campesina (CNC) expresó lo anterior y denunció que esta circunstancia coloca al campo mexicano en la incertidumbre respecto a los programas de la dependencia durante 2008.

El presupuesto de egresos prevé compactar de 55 a 7 programas para el desarrollo agropecuario, situación en que las organizaciones campesinas y la mayoría de las secretarías de este ramo en los estados, no están de acuerdo.

“La secretaría está violentando el proceso de federalización, se centralizan las decisiones y esto rompe con el propósito e interés que tenía el Poder Legislativo para seguir el proceso de federalización”, sostuvo Sánchez García.

Apuntó que para la revisión y el trazado de una ruta crítica para la modificación de las reglas de operación se inició una mesa de negociación en la dependencia, cuyo compromiso fue entregar la propuesta el pasado 12 de diciembre.

Indicó que la negociación se desarrolló con funcionarios de bajo nivel y que el día señalado para la entrega del proyecto de los programas sectoriales y de la ruta crítica para la programación de las reglas no fue cumplida, situación que genera incertidumbre en cuanto a las políticas que la dependencia tiene respecto al campo mexicano.

“No hay cambios, no hay gente de primer nivel en la negociación, no hay voluntad política del secretario para canalizar los recursos necesarios para el desarrollo agropecuario, particularmente a partir de 2008 cuando inician la apertura del capítulo agropecuario del TLC”, indicó.

Ante esta situación, dijo, las organizaciones campesinas emplazarán a la Sagarpa para que defina esta situación y busque las soluciones para no dejar en la indefensión al campo mexicano.

Roberto Cortez Zárate